un tio con harley barba y melena, parado en un semaforo de un pueblo perdido, pregunta a un abuelo que pasa: ¿oiga, me falta mucho para leon?
el abuelo se le queda mirando y le contesta: ¡ el rabo!